Malojillo

El malojillo o limonaria cymbopogon citratus es una hierba aromática familia de la gramíneas, es una planta perenne y crece continuamente durante el año, se puede encontrar en diferentes climas principalmente en los cálidos, es muy usada en el continente asiático. En España la podemos encontrar en las Islas canarias.

Características

Es una planta que crece en forma de pasto, sus hojas son verdes alargadas y alcanza poca altura, tiene un olor a limón por lo que también se le da el nombre de limonaria o limoncillo. Crece en zonas extensas pero también se puede cultivar en jardines o macetas, sus cuidados son escasos se debe regar preferiblemente dos veces por semana. Es de ambientes secos por lo que debe estar expuesta al sol.

malojillo

El malojillo lo podemos tener en casa para usar en la cocina o como planta medicinal ya que tiene propiedades antioxidantes, desintoxicantes, diurética, antiespasmódica, antibacterial y antiséptica. También  funciona como un excelente repelente de insectos. Su uso se extiende en la perfumería y la cosmetología.

Esta planta ha sido usada por nuestros antepasados para calmar dolencias y curar enfermedades, se puede utilizar de forma natural, seca o extrayendo sus aceites naturales, aunque la mejor forma de aprovechar sus propiedades es en forma de infusión ya que posee un agradable sabor.

Dentro de algunas dolencias que puede aliviar esta hierba tenemos: calma dolores musculares, reumáticos, menstruales y de cabeza, sirve para la tos y resfriados, es un buen digestivo y alivia los malestares estomacales, ayuda con la hipertensión estimulando la circulación sanguínea, disminuye la transpiración y producción de grasa en la piel y cuero cabelludo.

Los diabéticos pueden hacer usos de esta planta para disminuir la cantidad de glucosa en el organismo. Su poder insecticida nos sirve para repeler mosquitos u otros insectos causantes de enfermedades.

Recetas curativas con malojillo

Para cólicos, afecciones estomacales, digestión y resfriados.

Se puede preparar una infusión con una cucharada de esta hierba seca en dos tazas de agua junto con un trozo de jengibre, dejar hervir por un lapso de 7 a 10 minutos y tomar en forma de té dos veces al día si lo desea puede agregar un endulzante preferiblemente miel.

Como repelente de insectos.

Podemos untar aceite de malojillo en el cuerpo y de esta manera ahuyentaremos a los insectos de forma eficaz. Para preparar este aceite tomamos 2 tazas de aceite de oliva y media taza de hojas y tallos de malojillo, colocamos todo en una olla y dejamos en cocción lenta por aproximadamente 30 minutos, dejamos enfriar y colamos, el aceite obtenido lo ponemos nuevamente con otra media taza de hojas y tallos de malojillo y repetimos el procedimiento, así obtendremos un producto más intenso.

Recordemos que este aceite no es apto para el consumo ya que puede resultar sumamente tóxico, tampoco se debe untar directamente en el cuerpo debemos mezclarlo con aceite de coco o aceite mineral para así evitar irritaciones en nuestra piel.

Este aceite lo podemos conservar en un frasco de vidrio en un lugar oscuro, fresco y sin humedad, tiene una duración de 6 meses aproximadamente.

Además de su uso como insecticida sirve para calmar dolores realizando masajes en el área afectada.

Otra forma eficaz de mantener nuestros hogares libre de insectos es plantar cerca de nuestra casa esta planta y esto ayudará a mantener alejados mosquitos, hormigas y otro tipo de animales portadores de enfermedades.

Para curar la culebrilla o herpes zóster

Podemos formar un ungüento con la hoja machacada de esta planta y mezclada con mantequilla. Aplicar 3 veces al día en la zona afectada disminuye la enfermedad.

Combatir la bacteria helicobacter pylori

Esta bacteria puede ser causante de muchos problemas estomacales entre ellos la gastritis y la úlcera y en algunos casos del cáncer. Podemos eliminarla tomando por una semana un té preparado con dos litros de agua y un puñado de ramas de malojillo, dejamos hervir y tomamos tres veces al día, no debemos endulzar y durante su consumo debemos evitar la ingesta de lácteos y comidas procesadas. Esta misma infusión puede ser aplicada en el cuero cabelludo durante 10 minutos a la hora del baño y luego enjuagar, nos ayuda a disminuir la grasa y así evitar la terrible caspa.

Contraindicaciones

Son pocas las contraindicaciones para el uso del malojillo, pero al igual que todas las plantas medicinales deben ser utilizadas con moderación y en caso de alguna reacción acudir de forma inmediata al especialista.

El uso de esta hierba está restringido para las mujeres embarazadas y en períodos de lactancia.

Se debe preparar en bajas concentraciones ya que puede ocurrir intoxicación.

Si está tomando algún medicamento es recomendable consultar al médico antes de ingerir esta hierba  o cualquier otra medicina natural ya que puede causar interacciones perjudiciales.